Meteoro golpea a jovencito de 14 años y queda vivo

El Curioso Caso de Benjamin Button no digamos que es una película que me haya maravillado, pero ciertamente, dentro del todo, hubo algunos detalles, más que nada de guión, que me deleitaron. Como algunas pequeñas historias dentro de la buena trama que tiene. Por ejemplo, esa del reloj que andaba para atrás debido a una sufrida historia narrada por el relojero que lo creó. Otra que me gustó, aunque menos trascedente y más abocada a un secundario personaje (Mr. Dawes), fue la de ese señor que contaba que le había caído un rayo siete veces, y había sobrevivido a cada uno de los infortunios.

Y aunque en la película haya más que nada historias apegadas a lo surrealista o mágico, lo curioso es que existió un tal Roy Sullivan, que recibió nada más ni nada menos que 7 rayos! En serio. Y las posibilidades de que eso ocurra son de 1 entre 2,187,000,000,000,000,000,000,000.


Yo pensaba que solo El podía resistir algo así

Por eso me surge de inmediato la pregunta ¿y cuál es la posibilidad de que te golpee un meteorito de lleno y sobrevivir a aquello? Pues este nuevo amigo de Muy Irrelevante, el adolescente alemán de 14 años Gerrit Blank recibió un meteorito a 48.300 kilómetros por hora en su mano, y quedó vivito y coleando.

¿Cómo tanto? Pues bien, el joven iba caminando al colegio cuando vio en el cielo una bola grande de fuego que iba justo en dirección al señorito éste. Y como iba tan rápido la cosa, al segundo sintió un fuerte dolor en la mano y después un ruido tan fuerte que lo dejó medio sordo por horas, esto porque el meteorito, al chocar con su mano, rebotó y cayó al suelo dejando un crater como de 30cm y todo.

Sí... lo de la mano no es un mojoncito de conejo, sino que el meteorito!


Gracias a que quedó de ese porte, el meteorito sólo le dejó una herida de 8 centímetros.

Pruebas químicas dieron como resultado de que efectivamente esa piedrita toda piñufla de la foto proviene del espacio sideral. Y además ejemplifican lo casi imposible que es el caso, esto porque la gran parte de los meteoritos que caen a la tierra se evaporan antes de llegar al suelo. Y cuando alguno lo logra, seis de cada siete de estos suertudos cae en el océano.

No sé si tuvo mala suerte este amigo o no. Lo que es yo, habría estado dichoso de haber sido golpeado por un meteoro de la misma manera que este jovencito. Con esa historia tan bakán ya se ganó el cielo, porque, nadie en el mundo podría encontrar aburrida su historia, NADIE!! Así que Gerrit puede ser horripilante, fome o flojo si quiere, pero tendrá ganada sí o sí la admiración de las chicas: su historia supera a cualquier mariscal de campo, modelo o weón con plata que exista. Ser golpeado por un meteoro es simplemente unique.

Fuente: news.sky.com

2 comentarios:

Pero bien cagoncito que era el meteorito po jajajaja xD
Pero claro que a esa velocidad mínimo que te queme el dedo ajjaa :D
Que bakán, no será que viene uno más grande??:O
Saludos!

Menos mal que el meteorito era esa piedrita chica y no algo de un par de kilómetros.
Saludos

Blogalaxia Blog nombrado Blog del Día el 20/04/09